En la burbuja vital de Fangoria

Fangoria // Sant Jordi Club // 24.04.2022 // Fotografía: (c) Sílvia Isach

Todos los derechos reservados. Fotografías sujetas a derechos de copyright.

Sinceramente, no esperaba mucho esta noche, cambio de sábado a domingo, apetecía más un brunch que subir al Sant Jordi (Club). Nada más lejos de la realidad, pasamos una velada auténtica de tecno pop, un festival de puro «petardeo», de calidad, eso sí.

Empezando por La Prohibida, calentando motores con Hydrogenesse y reventando el ambiente con Mario Vaquerizo y sus Nancys Rubias, un auténtico descubrimiento de lo que puede convertirse en una fiesta con una pequeña puesta en escena pero una gran energía.

 

Puntuales, y abriendo el escenario bailando (permitirme el chiste fácil) cuatro danzarines, el gran Nacho Canut (alguien lo ha visto sonreír alguna vez) y con el público en el bolsillo, una de nuestras divas, Olvido Gara, Alaska de toda la vida.

 

Sonido potente, iluminación adecuada, escenario austero pero bien acompañado por las mencionadas coreografías de los bailarines. No obstante fue Alaska la que se comió el escenario, convirtió al Sant Jordi Club más en una disco que en una sala de conciertos y disfrutamos durante las casi dos horas que duró el espectáculo.

Repaso a su larga carrera sin que faltasen los himnos de la Movida: «Bailando», «Ni tú ni Nadie» o «Perlas Ensangrentadas», eso sí, con el toque fangoril que les caracteriza.

Una gran noche domingo, para empezar bien la semana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.